¿Deseas recibir notificaciones?
Radio
Webcam
Buscar
Obscuro
Lo más buscado:
Link Copiado
A A

Mileva Maric

Sábado 15 De Junio, 2019 · 12:08 pm
Mileva Maric
En Sintonía

Mileva Maric fue una matemática serbia y la primera esposa de Albert Einstein. Mileva nació el 18 de diciembre de 1875 en Titel, entonces parte del Imperio austrohúngaro, actualmente en Serbia, en el seno de una acomodada familia.

Posteriormente, Mileva fue aceptada como estudiante en el Colegio Real de Zagreb, con un permiso especial para asistir a las clases de física, la cual estaba reservada a los varones. Fue en la Universidad de Zagreb donde entabló amistad con el inventor Nikola Tesla.

En 1896 ingresó en el Instituto Politécnico de Zurich ahí conoció a Albert Einstein, quien comenzaba sus estudios ese mismo año. El amor de Mileva y Albert fue a primera vista y desde que se conocieron se hicieron inseparables. La joven pareja compartía una pasión excepcional por la ciencia. Pasaban largas horas estudiando y debatiendo sobre leyes físicas y dilemas matemáticos.

Pese a la oposición de la madre de Albert, ellos comenzaron a compartir la vida a juntos… y ahí comenzó la historia de la desgracia de Mileva.

La escritora española Rosa Montero en un reciente texto indica:

“Y así, cuando el profesor Weber admitió a Mileva para el doctorado, después de haber rechazado a Albert porque no le consideraba preparado, ella supeditó su aceptación a la inclusión de Einstein. Mileva, mejor matemática que él, revisaba los errores de su amante; sus correcciones abundan en los apuntes de Albert: “Ella resuelve mis problemas matemáticos”. A la joven le obsesionaba encontrar un fundamento matemático para la transformación de la materia en energía; compartió con Albert esta fascinación (las cartas se conservan) y a Einstein le pareció interesante la idea de su pareja. En 1900 terminaron un primer artículo sobre la capilaridad; era un trabajo conjunto (“le di una copia [al profesor Jung] de nuestro artículo”, escribió Einstein), aunque solo lo firmó él. ¿Por qué? Porque una firma de mujer desacreditaba el trabajo. Porque Mileva quería que Einstein triunfara para que se casara con ella (él había dicho que hasta que no pudiera mantenerla económicamente no lo haría). Por la patológica gratitud, dependencia psicológica y enfermiza humildad que el machismo inocula”.

Mileva parecía, al menos así lo aparentaba, feliz como esposa y madre y se había resignado a dejar de lado su carrera profesional en favor de la de su marido. Pero en 1912, Einstein empezó una relación extramatrimonial con su prima Elsa Löwenthal. Desde entonces y hasta el divorcio, Mileva descubrió a un Einstein misógino y cruel.