octubre 24, 2021
Radio
Webcam
Buscar
Podcasts

Rooibos

El té Rooibos puede parecer un té rojo, pero en realidad no tiene nada qué ver con los tés, ya que pertenece a la familia de las leguminosas, como la alfalfa o la retama. Tiene un sabor amargo, amaderado y afrutado, incluso hay quien lo describe como achocolatado.

Rooibos
Rooibos / Ilustración / Pixabay

El día de hoy Gaby Vargas habla de los rooibos sudafricanos, una infusión que se produce a partir de las hojas y tallos de la planta Aspalathus linearis, un arbusto cuyo nombre se pronuncia como roibos y que significa arbusto rojo.

La plantita de donde se origina esta bebida forma parte del fynbos, una formación vegetal de matorrales que ocupa gran extensión de Sudáfrica, dentro del Cape Floral Kingdom, es decir, del Reino Florístico del Cabo.

El té Rooibos puede parecer un té rojo, pero en realidad no tiene nada qué ver con los tés, ya que pertenece a la familia de las leguminosas, como la alfalfa o la retama. Tiene un sabor amargo, amaderado y afrutado, incluso hay quien lo describe como achocolatado.

Rooibos ofrece propiedades antiinflamatorias y antivirales. Posee propiedades antiespasmódicas y puede emplearse en el alivio de calambres y cólicos. También tiene efectos positivos en la piel y por eso puede ser empleado en el tratamiento del acné, quemaduras y granos.

En gastronomía puede ser empleado como ingrediente para las bebidas de frutas, postres y salsas, así como para ablandar carnes y otros procesos de cocción.

Conoce más en la cápsula de hoy.

Té de Rooibos / Ilustración / Unsplash
Té de Rooibos / Ilustración / Unsplash