¿Deseas recibir notificaciones?
Radio
Webcam
Buscar
Obscuro
Link Copiado
A A

Por Covid-19, trasladan al Hospital Militar al ‘Sapo Guapo’, integrante de Guerreros Unidos

La dependencia detalló que el estado de salud del hermano de Sidronio Casarrubias, El Chino, líder de Guerreros Unidos, se reporta como inestable

René Cruz Jueves 22 De Julio, 2021 · 15:38 pm
Por Covid-19, trasladan al Hospital Militar al ‘Sapo Guapo’, integrante de Guerreros Unidos
Trasladan a exlíder de Guerreros Unidos por Covid / Foto: Archivo
Escucha la nota:

La Sedena informó que Mario Casarrubias Salgado, El Sapo Guapo, integrante de Guerreros Unidos fue trasladado del penal al Hospital, debido a que fue diagnosticado con Covid-19.

El estado de salud del hermano de Sidronio Casarrubias, El Chino, líder de Guerreros Unidos, se reporta como inestable

Ordenaron al director del nosocomio que remita al juzgado, de manera semanal, un informe del estado de salud del Sapo Guapo.

Además, se otorgó una suspensión de plano a Mario Casarrubias para que cesen los presuntos actos de tortura e incomunicación.

Las autoridades sanitarias castrenses tienen que demostrar con bitácoras, exámenes médicos y psicológicos que El Sapo Guapo no ha sido torturado.

En noviembre de 2017, Mario Casarrubias El “Sapo Guapo” fue sentenciado a diez años de prisión. De acuerdo con investigaciones de la entonces Procuraduría General de la República (PGR), Mario y Sidronio tomaron el control del grupo criminal Guerreros Unidos a comienzos de 2014.

Quién es el Sapo Guapo

El Sapo Guapo se encuentra preso en el Centro Federal de Readaptación Social (Cefereso) número 1, Altiplano, en Almoloya de Juárez. Es señalado como uno de los fundadores y ex líderes de la organización criminal Guerreros Unidos.

Casarrubias Salgado es hermano de José Ángel y Sidronio Casarrubias Salgado, líderes de Guerreros Unidos, vinculados a la desaparición forzada de los estudiantes en Iguala en 2014.

El Sapo Guapo fue capturado ese mismo año: hasta el 2017 recibió una sentencia condenatoria de 10 años de cárcel y 200 días de multa por los delitos contra la salud, posesión de cartuchos de uso exclusivo del Ejército, y portación de armas de fuego.