¿Deseas recibir notificaciones?
Radio
Webcam
Buscar
Obscuro
Lo más buscado:
Link Copiado
A A

Que delitos de abuso sexual no prescriban, piden Obispos de México

En los últimos 10 años 426 sacerdotes han sido investigados por abuso sexual, de éstos, el proceso de 173 sigue en curso y 217 sacerdotes han dimitido por orden clerical.

Nora Bucio Martes 14 De Enero, 2020 · 17:32 pm
Que delitos de abuso sexual no prescriban, piden Obispos de México
“Desterrar el clericalismo, tolerancia cero a los victimarios, pues las víctimas por abusos sexuales son primero”, expresa Rogelio Cabrera, presidente de la Conferencia del Episcopado Mexicano
Escucha la nota:

La Conferencia del Episcopado Mexicano (CEM), hizo un llamado a las autoridades para modificar las leyes y evitar que el delito de abuso sexual prescriba; además explicaron que a la fecha 271 personas relacionadas con el clero han sido denunciadas por este delito.

En conferencia de prensa, Rogelio Cabrera López y Alfonso Miranda Guardiola, explicaron que en los últimos 10 años 426 sacerdotes han sido investigados por abuso sexual, de éstos, el proceso de 173 sigue en curso y 217 sacerdotes han dimitido por orden clerical.

Información relacionada: Sancionar a involucrados en abusos de “Legionarios de Cristo”, exigen diputados PRD

Pedro Pablo González, integrante del Consejo Nacional de Protección a Menores, habló sobre el caso del Legionario Fernando Martínez Suárez, a quien le fue retirada la condición clerical pero sigue perteneciendo a la Congregación y esto se debe no a un privilegio, sino al objetivo de mantenerlo vigilado y evitar que cometa otros delitos.

Además la CEM abundó respecto al caso de este líder de los Legionarios de Cristo, que se ha pedido que regrese a México, ya que actualmente se encuentra en el Vaticano, para que enfrente las acusaciones, aún cuando penalmente los delitos por los que es acusado ya prescribieron penalmente.

Finalmente el Presidente de la CEM reconoció que aún falta mucho por hacer frente a esta “epidemia mundial” de abusos sexuales contra menores cometidos por sacerdotes o gente relacionada a la iglesia, especialmente porque el desplazamiento geográfico de los acusados ha generado más víctimas y porque en muchos de los casos las autoridades judiciales no han actuado respecto a los acusados.