¿Deseas recibir notificaciones?
Radio
Webcam
Obscuro
Lo más buscado:
Link Copiado
A A

Dirigente de autodefensas en Tancítaro revela financiamiento; guardias civiles reciben adiestramiento de federales

En entrevista con Noticias MVS, indicó que los legítimos propietarios a las que se les devolvieron sus tierras acordaron entregar entre el 50 y el 80 por ciento de la producción para mantener activo el movimiento de defensa civil.

Juan Carlos Alarcón Jueves 16 De Enero, 2014 · 22:59 pm
Dirigente de autodefensas en Tancítaro revela financiamiento; guardias civiles reciben adiestramiento de federales
Foto vía: Juan Carlos Alarcón López

La principal fuente de financiamiento de los grupos de Autodefensa en Michoacán, es la donación de la venta de los productos de las huertas aguacateras recuperadas y que por años estuvieron en manos del grupo criminal Los Caballeros Templarios, aseguró Jesús Buccio Cortés, coordinador de las guardias civiles en Tancítaro y agricultor de la zona.

En entrevista con Noticias MVS, indicó que los legítimos propietarios a las que se les devolvieron sus tierras acordaron entregar entre el 50 y el 80 por ciento de la producción para mantener activo el movimiento de defensa civil.

Dicho acuerdo despeja la incógnita respecto al origen de los recursos para la compra de armas, cartuchos y vestuario de aquellos que participan en las unidades de patrullaje o en los puntos de revisión o barricadas.

Buccio Cortés aclaró que si bien las poblaciones de 20 municipios donde tienen presencia apoyan con alimentos a las guardias comunitarias, no existe otra fuente de recursos que las aportaciones de los agricultores de la región.

“Nos están apoyando con el 80 por ciento y nosotros vamos si la persona está necesitada y tiene sus problemas, pues con el 50 por ciento, se les entrega su huerta y la persona que tiene poquito se le entrega con su frutita; hay personas que se quedan conforme con que hayan recuperado mi huerta ‘ahí está toda la fruta ayúdense’ y como es gente del municipio, no sólo nos ayudan con eso, están unidos con nosotros”, afirmó

El líder de las autodefensas en Tancítaro rechazó tajantemente que los dineros provengan del Cartel Jalisco Nueva Generación (CJNG).

“Para nada, nosotros no nos metemos con ellos ni ellos con nosotros, compramos armas pues no muy buenas, pues es decir que para enfrentar a esas personas (Caballeros Templarios) si compramos ‘cuernos de chivo’ pero usadas.

“Los que están en las barricadas y no tienen huertas son peones, el patrón les paga al peón, en el caso mío a mis peones yo les pago como si estuvieran trabajando”, detalló Jesús Buccio.

La capacitación para el uso y manejo del armamento corre a cargo en algunos casos de las propias autoridades, según reveló a Noticias MVS, un jornalero que se sumó a las autodefensas hace medio año.

Entrevistado en una de las barricadas o puntos de revisión, en el poblado La Sidra, del municipio de Tancítaro, explicó en que consiste el adiestramiento y la confianza para enfrentar a los Templarios.

“Contra ellos si hay un peligro tenemos que defendernos, nos dan la práctica diario que estamos aquí, en la mañana siempre al usarla nos dan entrenamiento de cómo usarla, cómo estar alertas, todo nos enseñan y nos protegemos en la barricada (¿quién les enseña?) aquí ha habido los federales, son los únicos del gobierno que nos está apoyando y son personas que pasan y nos dan instrucción y todo eso y otra persona que está al pendiente con quien se arregla con los estatales y federales y ya nos da la plática a nosotros”, puntualizó.

En cada barricada se observa entre cinco y 10 personas armadas; el jefe de la unidad cuenta con radio de transmisión que le permite tener contacto con los dirigentes y compañeros de las patrullas que supervisan toda la zona las 24 horas del día.

De acuerdo con Jesús Buccio, coordinador de las autodefensas en Tancítaro, en los últimos tres meses llevan gastados alrededor de 12 millones de pesos en la atención de guardias lesionados, compra de armamento, cartuchos, vestuario, gasolina para vehículos y el pago a los jornaleros que cuidan las inmensas huertas de aguacate en la región.