¿Deseas recibir notificaciones?
Radio
Webcam
Buscar
Obscuro
Link Copiado
A A

Uso de gas lacrimógeno en Hong Kong destapa venta de armas de Reino Unido

La exportación llama la atención por el hecho de que la defensa de esa ciudad es desde el retorno a China competencia del Ejército de Liberación Popular comunista.

EFE Lunes 27 De Octubre, 2014 · 22:39 pm
Uso de gas lacrimógeno en Hong Kong destapa venta de armas de Reino Unido
Foto archivo

La sospecha de que se usó gas lacrimógeno importado desde Reino Unido en la represión de manifestantes pro democracia de Hong Kong ha revelado una amplia venta de armas para “represión interna” desde firmas británicas a la que fue su colonia hasta 1997, informa hoy el diario South China Morning Post.

Según el periódico independiente hongkonés, el Comité de Control de Exportaciones de Armas británico, presidido por el político conservador John Stanley, ha desvelado que desde 2012 Reino Unido ha vendido a Hong Kong desde lanzagranadas a bombas de mortero, fusiles de larga distancia, ametralladoras o silenciadores.

Desde 2008 se han aprobado licencias de venta de armas a Hong Kong por valor de 17 mil 400 millones de dólares de Hong Kong (dos mil 200 millones de dólares estadounidenses), según datos oficiales del Gobierno británico por los que el comité ha pedido explicaciones al ministro de Negocios e Innovación del Reino Unido, Vince Cable.

La exportación llama la atención no sólo por el lazo histórico de Reino Unido con Hong Kong, territorio que mantuvo como colonia entre mediados del siglo XIX y 1997, sino también por el hecho de que la defensa de esa ciudad es desde el retorno a China competencia del Ejército de Liberación Popular comunista.

Según South China Morning Post, a raíz del uso de gases contra manifestantes pro democracia en Hong Kong, el 28 de septiembre, las ventas de estos materiales armamentísticos británicos serán revisadas por Londres y podrían dejar de aprobarse en el futuro.

El gas lacrimógeno usado ese día, en concreto, podría pertenecer a 14 mil unidades adquiridas por la policía hongkonesa a la firma británica Chemring Group, por unos 13.8 millones de dólares de Hong Kong (1.77 millones de dólares estadounidenses).

En declaraciones al diario hongkonés, Regina Ip, secretaria de Seguridad de Hong Kong entre 1998 y 2003, justificó las adquisiciones en necesidades de las fuerzas de la ley, especialmente a raíz de que los ataques terroristas contra Nueva York y Washington en 2001 se pidiera a la excolonia británica reforzar la seguridad en zonas diplomáticas y consulares.