¿Deseas recibir notificaciones?
Radio
Webcam
Buscar
Obscuro
Lo más buscado:
Link Copiado
A A

El romanticismo de Ricardo Montaner falla en concierto (VIDEO)

El cantante venezolano buscó encontrar la pareja ideal a una asistente del show, acción que ocasionó la emoción del público.

Notimex Jueves 9 De Mayo, 2019 · 08:19 am
El romanticismo de Ricardo Montaner falla en concierto (VIDEO)
Ricardo Montaner junto a una pareja mientras cantaba “Bésame en la boca” / TW /@AuditorioMx
Escucha la nota:

En sus más de cuatro décadas de trayectoria, el cantautor venezolano Ricardo Montaner ha enamorado a infinidad de parejas a través de su música, pero pocas veces puede ser testigo de esto, por lo que durante su concierto en el Auditorio Nacional, decidió fungir de cupido y vaya sorpresa que se llevó.

Luego de interpretar los temas “Cachita” y “Conga”, con los que encendió los ánimos del público poniéndolo a bailar y brincar frente a su asiento, Montaner preguntó a sus músicos cómo podía bajar la euforia de los casi diez mil seguidores convocados.

Pensó que debía ponerse romántico y preguntó quién de las muchachas presentes se hallaban soltera y sin compromiso. Más de una levantó la mano; no obstante, les aclaró que si alguna mentía y estaba casada, se le armaría un lío.

La primera chica fue Mabel, de 28 años, insistió en ser soltera, pero cuando el cantante le advirtió que le pondría una prueba complicada, a la joven no le quedó más que admitir que ya tenía un compromiso amoroso. Fue así que el cantante optó por buscar a alguien más y eligió a Melissa, de 33 años.

La chica reveló que estudiaba la maestría Global Fashion Marketing, y Montaner procedió a buscarle la pareja ideal. Le propuso un chico de 24 años, a lo que ella respondió con un “no” rotundo.

“¿Cómo te suena un abogado de 28 años que ya tiene maestría, trabaja en un despacho, litiga en materia económica y se llama Artemio?”, preguntó. Ella le decía que mejor escogiera a alguien de 33 años en adelante, pero el artista le propuso que lo intentara.

Así, los reunió a contra espalda mientras interpretaba “Bésame en la boca” y les advirtió que solo podrían mirarse ya avanzada la canción. Artemio y Melissa comenzaron a bailar y aunque él se notaba dispuesto a conocerla pues le susurraba el tema, ella no se veía convencida.

Al concluir la melodía, Montaner les pidió que intercambiaran el número celular para que mantuvieran comunicación, pero el público, emocionado, solicitaba el beso entre ambos. Sin embargo, ella optó por dárselo en la mejilla y finalizar así la experiencia.

“Tanta velocidad no puede ser porque se acaban de conocer, aunque quizá con otra canción se animen”, expresó el ídolo internacional para luego entregar “Yo puedo hacer”, pero no, tampoco llegó el flechazo, al menos no entre los elegidos.

El cantautor Reyli se encontraba en la primera fila de la sala y aunque Ricardo le agradeció su presencia, también subrayó que él había sido el triunfador al quedarse con la chica, pues la invitó a sentarse a su lado y ella, ni tarda ni perezosa, no lo pensó ni dos veces ante la sorpresa de todos.

Así transcurrió una de las anécdotas del espectáculo “Tour Montaner” que presentó el argentino naturalizado venezolano y quien es catalogado como uno de los mejores cantantes de habla hispana en el género romántico a nivel internacional.

Abrió con los temas “La chica del ascensor”, “Corazón fracturado” y “Será”. Acto seguido, el gran coro monumental, reunido en el majestuoso Auditorio Nacional, se animó a acompañarlo a través de “A dónde va el amor” y “El poder de tu amor”.

“Buenas noches. ¿Vamos bien? ¿Cuánto hace que yo no venía para acá? Son como dos años y bueno, ésta es una noche maravillosa, estoy muy feliz y orgulloso de recibirlos. Le doy gracias a Dios por permitirme pisar este escenario una vez más.

“Tengo muchos amigos que vinieron y tengo casi cinco horas de canciones. Más o menos prepárense, los quiero, México de mi vida”, expresó a modo de bienvenida.

Así, el afamado artista que a la edad de 14 años escribió su primera canción, hizo un amplio recorrido por el arsenal de sus clásicas composiciones, los nuevos temas y dos que, dice, se “robó” de otros intérpretes: “Aunque ahora estés con él” (Calibre 50) y “Un hombre normal” (Espinoza Paz).

Sus fans no reparaban ni un sólo instante en ofrecer muestras de cariño y halagos hacia su artista favorito, quien agradeció todos los detalles y dejó satisfecho hasta el más exigente de ellos a través de canciones como “Castillo azul” y “Sólo con un beso”.

Al finalizar “Resumiendo”, el astro latino pidió por “Venezuela libre”, mientras decenas de seguidores ondeaban banderas de aquel país y, en el fondo, se oyó una voz que le gritaba a todo pulmón aquella romántica confesión: “Te amo”.

Dueño de una sencillez como pocos, así como de un peculiar buen humor, aprovechó para pedirle a la gente que observara el video que se proyectaría a través de las pantallas del Auditorio Nacional.

“Es la semilla para que se acuerden que Venezuela es un país que necesita de su libertad, de aquella liberad que tenía antes. Si ustedes le dan un aplauso a este video, significa una gota de esperanza para todo el pueblo de Venezuela”.

Luego de entregar “Un hombre normal”, presentó a Braulio Assanelli, joven uruguayo y ganador de “La Voz Argentina” en 2018. A dueto cantaron uno de los éxitos más emblemáticos: “Tan enamorados” y después, de nuevo en solitario, Montaner complació con “Me va a extrañar”.

Parecía que era la última canción, pero ante la insistencia de una más, regresó al escenario para complacer al público, que durante 46 años ha seguido de cerca su carrera.

Con el tercer cambio de camisa y conservando sus inigualables tenis, Montaner bromeó al señalar: “¿Cómo están? ¿todo bien? Quería decirles que estuvo bueno el ensayo, pero ya es momento de comenzar el show”, con lo que provocó las carcajadas de muchos.

El poeta mantuvo el romanticismo durante toda la velada, pero había que concluir y lo hizo con otras más de su catálogo: “Déjame llorar”, “Qué vas a hacer”, “La gloria de Dios”, a dueto con su hija Evaluna, y “La cima el cielo” con la que cerró su espectáculo.