¿Deseas recibir notificaciones?
Radio
Webcam
Buscar
Obscuro
Link Copiado
A A

La disminución de agua en el DF traería ingobernabilidad: Aguirre

El director del Sistema de Aguas del Distrito Federal, Ramón Aguirre, informó que el abastecimiento del líquido se ha reducido en la capital, y que la tendencia para el futuro es que cada vez haya menos por la sobreexplotación de los acuíferos, lo que puede originar problemas de ingobernabilidad.

Jueves 17 De Octubre, 2013 · 01:14 am
La disminución de agua en el DF traería ingobernabilidad: Aguirre
Foto Internet

El titular del Sistema de Aguas de la Ciudad de México (Sacmex), Ramón Aguirre reconoció que el problema del abasto de agua en la ciudad es muy serio y que incluso puede tornarse en un problema de gobernabilidad cuando no alcance.

Al comparecer ante los diputados de la ALDF, Aguirre Diaz explicó que hasta ahora el sistema de aguas de la capital tiene que trabajar para que la “cobija alcance para todos” y no se genere una crisis, porque esta cobija “no nos tapa a todos” porque está “un poco chica”.

“El Sistema de Aguas es una cobija que no nos tapa a todos, entonces el trabajo diario mío y de todos mis compañeros es buscar ir moviendo la cobija de manera que no se genere una crisis por falta de agua muchos días en una zona porque después de tres días el problema ya toma otro tinte. Platicando con Alfonso Hernández de la Delegación Iztapalapa, me decía ‘ingeniero, es que la gente después de 3 días se pone muy loca, saca machetes, saca pistolas y detiene las pipas’, o sea, se pone la cosa grave”, indicó.

Aguirre Díaz precisó que su mérito es “mantener la fiesta en paz” a pesar de que no están en las mejores condiciones. Y es que informó que actualmente  un 71 por ciento de la población cuenta con un buen servicio, mientras que del orden del 10 por ciento de los habitantes tienen un servicio de agua de tandeado una vez a la semana y un 15 por ciento de la población con tandeo diario.

“Si seguimos con ese 71 por ciento que está bien abastecido se va a convertir en el 25 por ciento, y el único problema que va a pasar es que la cobija ya no se va a alcanzar a mover y va a haber un problema de gobernabilidad, se va a poner muy seria la cosa”, aseveró.

Por ello advirtió a los legisladores que tiene que emigrarse a un nuevo modelo hidraúlico, es decir, hay que cambiar el rumbo al barco porque no se está llevando a buen puerto

“Entonces, la realidad es que estamos a tiempo de tomar medidas para ir cambiándole el rumbo al barco, es decir tenemos claro que el barco no lo estamos llevando hacia buen puerto, no se trata de dar un giro de 90 grados y que se vaya a generar un problema mayor, pero sí irle cambiando la pendiente, la ruta para desviarlo, hasta ahorita no se ha desviado, y no hablo de un año ni de dos ni de seis, hablo de cinco sexenios, es decir tenemos una ciudad que sabe que no está haciendo lo que debería”, precisó.

En este sentido, reconoció que tiene la obligación de informar a los diputados que es necesario que la ciudad tenga un organismo que pueda prestar el servicio con eficiencia y que tenga capacidad de gestión; pero reprochó que no se puede tener un servicio de primera cuando en la categoría de gobierno la dependencia es de tercera, “no puede ser”, sentenció.

Por lo anterior, y luego de los cuestionamientos que le hizo el diputado Jorge Gaviño, admitió que es todo un reto sostenido, aunque aseguró que su plan es que todo mundo tenga agua siempre, por ello, dijo, está trabajando con especialistas en la Comisión de Gestión Integral del Agua.

Entre otros temas, Ramón Aguirre dio a conocer a los diputados de la Comisión de Gestión Integral del Agua de la Asamblea Legislativa, que para atender el problema de la falta de coladeras en las calles se requiere una gran inversión porque en lo que va del año se han sustituido 767 piezas, con un costo de 18 y medio millones de pesos.

Asimismo en su comparecencia que duró más de tres horas, destacó que “es importante mencionar que para el buen funcionamiento de las redes de drenaje es necesario la construcción de accesorios hidráulicos pluviales, como coladeras y rejillas de piso, así como la rehabilitación de los mismos, que se ubican en las calles del DF y que han sido dañados por el paso de los vehículos”.