¿Deseas recibir notificaciones?
Radio
Webcam
Buscar
Obscuro
Link Copiado
A A

Nuevo etiquetado de alimentos no es garantía de éxito en combate de la obesidad

La NOM 51 marca que las empresas y marcas tienen hasta el 30 de noviembre para hacer las modificaciones pertinentes ya que a partir del 1 de diciembre la Procuraduría Federal del Consumidor y la Comisión Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios sancionará a quienes incumplan.

Ernestina Álvarez Domingo 27 De Septiembre, 2020 · 13:57 pm
Nuevo etiquetado de alimentos no es garantía de éxito en combate de la obesidad
Foto: @aigmpoductions
Escucha la nota:

El Laboratorio de Datos contra la Obesidad señaló que el éxito de la Norma Oficial Mexicana 51, que establece las reglas del etiquetado frontal en bebidas y alimentos ultraprocesados con el objetivo de que los consumidores identifiquen cuáles de ellos tienen exceso de azúcares, sodio, grasas saturadas, calorías, grasas trans y edulcorantes, será lo suficientemente exitosa “solo si es acompañada de campañas educativas, impuestos especiales para que la recaudación se use en programas de prevención, fomento de actividades físicas y contención de ambientes obesos”.

Información relacionada: La importancia del burro en la seguridad alimentaria: UNAM

En un comunicado, explicó que las medidas de etiquetado frontal han sido impulsadas por distintas entidades como la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura, el Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia y la Organización Mundial de la Salud.

Explicó que el nuevo etiquetado frontal reemplaza a las Guías Diarias de Alimentación, entre los argumentos para hacer dicha transición están que las guías eran poco entendibles para la mayor parte de la población, además de que se requería tiempo y conocimientos para poder hacer las equivalencias entre calorías recomendables diarias y las contenidas.

De acuerdo con la FAO en productos ultraprocesados el etiquetado es un factor que puede lograr que el consumidor opte por opciones más saludables “pero no garantiza su efectividad, pues se requiere que el consumidor disponga, por un lado, del tiempo y paciencia para leerlos y por otro, es difícil que el valor nutricional predomine por encima de un hábito o preferencia”.

Mientras que el estudio “Front Pack Nutritional Labelling Schemes”, señala que si bien las etiquetas de “alto en” parecen ser más efectivas “es difícil aseverar que por sí mismo resuelve el padecimiento de 75 por ciento de los mexicanos, por lo que “es imprescindible insistir en el diseño de estrategias integrales para combatir la otra pandemia” de obesidad y sobrepeso.