¿Deseas recibir notificaciones?
Radio
Webcam
Buscar
Obscuro
Link Copiado
A A

Acostumbran poner ofrenda uno de cada dos capitalinos

Veladoras, flores, pan de muerto y fruta son de los productos más tradicionales que los capitalinos acostumbran poner en la ofrenda del Día de Muertos.

Notimex Martes 30 De Octubre, 2012 · 08:20 am
Acostumbran poner ofrenda uno de cada dos capitalinos
Acostumbran poner ofrenda uno de cada dos capitalinos

Veladoras, flores, pan de muerto y fruta son de los productos más tradicionales que los capitalinos acostumbran poner en la ofrenda del Día de Muertos.

Así lo reveló un estudio de la Cámara de Comercio, Servicios y Turismo en Pequeño de la Ciudad de México (Canacope-DF), el cual también mostró que uno de cada dos capitalinos acostumbra poner ofrenda o altar de Día de Muertos.

Según el estudio, 50 por ciento ponen ofrenda a sus difuntos; 16 por ciento realizan alguna actividad de tipo religioso; 15 por ciento visitan el panteón y/o el cementerio; 13 por ciento visitan familiares para compartir la celebración y 6.0 por ciento no lo celebran.

La investigación sobre el comportamiento comercial en el Distrito Federal también destacó que seis de cada 10 capitalinos que ponen ofrenda también visitaran algún cementerio o panteón.

Asimismo, 64 por ciento de los capitalinos que celebra el Día de Muertos dijo que lo hace por ser una tradicional nacional; 24 por ciento recuerda a sus seres queridos que han fallecido, 5.0 por lo considera como un día festivo y a 4.0 por ciento no les agrada la idea de celebrar este día.

Canacope-DF expuso que en los últimos años, la sociedad ha experimentado una drástica modificación en la tradición ancestral del Día o Días de Muertos, también llamados de Fieles difuntos, debido a que ahora ha cambiado las preferencias en la celebración y en las compras en estas fechas por el festejo del Halloween.

Festividad por la que se ven más atraídos los niños y los jóvenes porque les gusta disfrazarse y festejar, considerando la tradición del Día de Muertos como algo anticuado y aburrido.