¿Deseas recibir notificaciones?
Radio
Webcam
Buscar
Obscuro
Link Copiado
A A

Violencia y elecciones

Se estima que durante 2019 cerca de 8,664 personas fueron víctimas de desplazamiento forzado a causa de la violencia en México, con al menos 28 episodios en ocho estados, 27 municipios y 61 localidades del país.

Guille Gómora Miércoles 17 De Marzo, 2021 · 06:45 am
Violencia y elecciones
Este 2021 habrá elecciones en México, son consideradas las más grandes en la historia / Foto: cuartoscuro

Hacer política en México se ha convertido en una profesión de alto riesgo. Entre septiembre de 2020 –inicio del proceso electoral– y el 28 de febrero de 2021, Integralia Consultores contabilizó 90 incidentes de violencia política, con 108 víctimas, de las cuales, 75 fueron mortales y el resto resultaron heridos.

Durante las elecciones 2017-2018 el Indicador de Violencia Política de Etellekt registró un total de 774 agresiones contra políticos y 429 contra funcionarios no electos, dejando un saldo final de 523 asesinatos. De los 152 políticos que perdieron la vida en atentados, 48 eran precandidatos y candidatos a puestos de elección.

La inseguridad alcanzó a los políticos, la cifra negra crece sin importar la filiación partidista. De acuerdo con la consultora Etellekt, el 90% de las agresiones documentadas en su informe fueron contra funcionarios y candidatos del ámbito local y se atribuye al interés de la delincuencia organizada por controlar políticamente a las localidades mediante las policías, así como los servicios de agua y electricidad.

De Norte a Sur, México registra zonas de conflicto con elevado riesgo para sus habitantes y quienes pretenden gobernar. La ausencia del Estado de derecho y el clima de violencia e inseguridad han llevado a los pobladores de Guerrero, Veracruz, Michoacán, Guanajuato y Chiapas a crear policías comunitarias o grupos de autodefensas para defender a sus habitantes de cobros de piso, secuestros y asesinatos.

Se estima que durante 2019 cerca de 8,664 personas fueron víctimas de desplazamiento forzado a causa de la violencia en México, con al menos 28 episodios en ocho estados, 27 municipios y 61 localidades del país. Cifras históricas registran un total de 346,945 personas desplazadas internamente por la fuerza en toda la república mexicana.

En este contexto, el próximo 6 de junio se llevará a cabo “la madre de todas las elecciones”. La lucha por el poder político en México contempla la elección de 21,368 cargos, donde destacan 15 gubernaturas, 500 diputados federales, 27 ciudades capitales y las 16 alcaldías de la Ciudad de México.

A este inédito escenario, hay que agregar la pandemia que padecemos y ha modificado la manera en que se organizan y se realizan las campañas políticas. Sin duda, también se reflejará en las urnas; “el pueblo sabio y bueno” calificará a través de su voto la estrategia del gobierno federal para afrontar las crisis sanitaria, económica y social que provocó la Covid-19.

La secretaria de Seguridad y Protección Ciudadana, Rosa Icela Rodríguez, anunció un plan para proteger a todos los candidatos, en los que intervendrá la Secretaría de Gobernación, la Consejería Jurídica de la Presidencia, la Unidad de Inteligencia Financiera y el Centro Nacional de Inteligencia.

Sin embargo, la violencia política se ha incrementado por los altos niveles de descoordinación que existen entre agencias de seguridad y niveles de gobierno, que dejan vulnerables a autoridades y actores políticos frente al crimen organizado, además de los altos niveles de impunidad y complicidad entre las fuerzas del orden locales y federales.

En el estudio “Violencia política en México”, de Integralia Consultores, se destaca que 51.6% de los incidentes de violencia política fueron en contra de funcionarios en activo, 19.8% en contra de militantes y aspirantes a cargos de elección popular, 13.2% en contra de ex funcionarios y 15.4% en contra de activistas y periodistas.

El asesinato de políticos puede impactar en la calidad de los candidatos y en consecuencia en la calidad de los gobiernos y sus resultados socioeconómicos. La democracia mexicana está a prueba. ¿Votos o plomo?

Vericuentos

#UnVioladorNoSeráGobernador

¡Fuera máscaras! Morena mandó al diablo la exigencia de justicia de miles de mujeres y confirmó la candidatura de Félix Salgado Macedonio. ¿A la orden patriarcal de Palacio Nacional se sumarán los ex aspirantes Beatriz Mójica y Luis Walton? Ojalá que el próximo 6 de junio los guerrerenses emitan un voto razonado y no sean cómplices de ésta vergüenza nacional. #YaBasta 

Rebelión en Oaxaca

Más de 50 mujeres de la Sierra Norte, de Oaxaca y organizaciones hicieron un enérgico llamado a Morena: “No queremos al creador del chat Sierra XXX, Humberto Santos Ramírez, de diputado”. El partido en el poder, nada hizo. Sin embargo, el precandidato a la diputación local por el Distrito Electoral 10 Mixe-Choápam, renunció a sus aspiraciones políticas. Humberto Santos, ya cayó. #YaBasta ¡Bravo por las mujeres de Oaxaca!

Monreal – “El regulador”

Muy activo anda el coordinador de los senadores de Morena, Ricardo Monreal. Ahora llamó a regular el ejercicio de las calificadoras que operan en México ante su impacto y los conflictos de intereses en su operación, porque dichas “calificadoras de riesgo se han convertido en la posibilidad, o no, para los estados o empresas de contratar un crédito, de contar con mejores condiciones de financiamiento o de atraer inversiones”. Argumentó que

“las democracias no pueden darse el lujo de no debatir, de no discutir o de no tomar decisiones en temas que atañen a los ciudadanos, a la economía, al combate a la corrupción y al pensamiento único o tecnocrático, o a las finanzas públicas” Por cierto, mantiene en la mira su propuesta de regular las redes sociales.  ¡Órale!

 @guillegomora

*Las opiniones expresadas en esta sección son de exclusiva responsabilidad del autor y no necesariamente representan la opinión de MVS Noticias