¿Deseas recibir notificaciones?
Radio
Webcam
Buscar
Obscuro
Link Copiado
A A

Tras la pista de los detectives

De la tinta de Héctor Zagal

Héctor Zagal Domingo 29 De Marzo, 2020 · 12:02 pm
Tras la pista de los detectives
Ilustración

Cuando pensamos en detectives solemos imaginar a un hombre en gabardina, cuyo rostro apenas se asoma entre el cuello alzado y el ala del sombrero Fedora. Pero los detectives también pueden ser la ‘hacker’ Lisbeth Salander, quien luce varios tatuajes y perforaciones. La imagen de un detective que se escabulle entre las sombras con aire de matón es propia de los detectives de la novela negra de las primeras décadas del siglo XX. Filiberto García, protagonista de “El complot mongol” (1969) de Rafael Bernal, forma parte de esta tradición de detectives que consiguen sus objetivos por medio de la fuerza bruta y mucho sentido común. Por cierto, ¿les gustó la película de 2019?

También están los detectives clásicos, como Auguste Dupin y Sherlock Holmes. El primero es creación de Edgar Allan Poe (1809-1849). El segundo pertenece a la pluma de Arthur Conan Doyle (1859-1930). Ambos detectives se distinguen por su capacidad intelectual, aunque Dupin no es tan aventurero como Holmes, pues no se la vive persiguiendo ni siendo perseguido por criminales. Dupin, aficionado a los enigmas, trabaja con la mente. Holmes, en cambio, también utiliza los puños y las maravillas de la ciencia moderna. Junto con Hércules Poirot, el excéntrico y vanidoso detective belga de Agatha Christie (1890-1976), Dupin y Holmes moldean la imagen del detective de mente afilada. Sin embargo, Poirot es más refinado. Siempre puntual, educado, moderado y todo un gourmet. Es mi favorito.

Pero la imagen del detective no se salva del paso del tiempo. Hay que renovarse o morir. Por ello, ahora podemos ver detectives con títulos universitarios y muy especializados. Will Graham, el detective que va tras la pista del sádico Hannibal Lecter en las novelas de Thomas Harris, estudió ciencia forense y trabaja para el FBI. Sus deducciones más que estar fundadas en una lógica impecable, dependen de su sorprendente capacidad para meterse en la piel y el corazón de los criminales. En la serie televisiva “Hannibal” (2013-2015), se muestra a un Will Graham atormentado por experimentar el lado placentero del crimen. Para Graham, los casos se resuelven con el estómago, pues lo que delata a los asesinos son sus deseos.

Las novelas de detectives también son un medio de denuncia. La trilogía “Millennium” del sueco Stieg Larsson (1954-2004) habla sobre la corrupción política y moral, que va desde fraudes financieros hasta la trata de personas y la explotación sexual. Y todo ello, no en un país gobernado por un dictador, sino en la próspera y democrática Suecia. El protagonista Mikael Blomkvist tiene una labor detectivesca que nace de su trabajo como periodista de la revista Millennium, de la que también es cofundador. Blomkvist tiene a su favor el poder de la información que ha acumulado como redactor y su olfato periodístico. Pero también cuenta lo la ayuda de la inteligente y boxeadora ‘hacker’ Lisbeth Salander, quien trabaja como investigadora privada. Tras la muerte de Larsson, David Lagercrantz fue contratado para continuar la saga de “Millennium”, así que Lisbeth sobrevivió a su autor.

No es raro que los detectives sean considerados héroes. Encontrar a los culpables detrás de un crimen es honroso. Sin embargo, muchas veces el detective tiene una visión pesimista de la vida. El encuentro constante con la peor cara de la sociedad –corrupción, crueldad, egoísmo– los vuelve duros y cínicos. Como a Nero Wolfe, el detective creado por el estadounidense Rex Stout (1886-1975), quien ve a la investigación criminal como un mero medio para pagar los sueldos del jardinero y del chef. Las orquídeas y la gastronomía son sus verdaderas pasiones, no así la justicia.

Este es un buen momento para leer novelas de detectives. ¿Cuáles son su favoritos?

Sapere aude! ¡Atrévete a saber!

@hzagal

*Las opiniones expresadas en esta sección son de exclusiva responsabilidad del autor y no necesariamente representan la opinión de MVS Noticias