¿Deseas recibir notificaciones?
Radio
Webcam
Buscar
Obscuro
Lo más buscado:
Link Copiado
A A

Respuestas tardías ante la pandemia

De la tinta Arturo Barba

Arturo Barba Viernes 13 De Marzo, 2020 · 14:23 pm
Respuestas tardías ante la pandemia
La OMS declara pandemia por el coronavirus / Reuters

Tarde, muy tarde llegó la declaratoria de la pandemia de Covid-19. Una vez que pase la emergencia, los países integrantes de la Organización Mundial de la Salud analizarán con cuidado los procedimientos seguidos por Tedros Ghebreyesus, director general de la OMS, y lo más probable es que no salga muy bien librado y se consideren nuevos protocolos sobre todo tomando en cuenta la sobrerreacción paranoica de los mercados bursátiles. Las casos de Covid-19 tuvieron que sobrepasar las 118 mil personas infectadas de 114 países en 5 continentes y más de 4 mil 300 fallecimientos.

Han pasado 73 días desde la alarma lanzada por el gobierno chino el 31 de diciembre de 2019, suficientes para prepararse, sin embargo, como bien lo señaló Ghebreyesus en su discurso de la declaratoria: “Estamos muy preocupados por los alarmantes niveles de propagación y gravedad, y por los alarmantes niveles de inacción”.

Si bien el gobierno federal ha evitado caer en la paranoia ocurrida frente a la pandemia de influenza A H1N1 en 2009 y el fatídico “¡SÁLVESE QUIEN PUEDA!” calderonista, ahora la respuesta de la 4T se ha inclinado hacia el otro extremo: la inacción. Se han desestimado los efectos de la pandemia, no solo en el ámbito de la salud sino también en la psique y el nerviosismo social. Las mañaneras no serán suficientes para calmar al país una vez que empiece a incrementarse el número de enfermos que lleguen por sí solos a los hospitales.

La contención a estas alturas ya no sirve de nada. No se hizo cuando se tenía que haber hecho (desde hace dos meses). Nunca se revisó a los viajeros que llegaban de China, tampoco a los que llegaron de Italia, España, Francia y muchos otros países donde se han presentado brotes severos.

Hasta ayer, el gobierno federal, en voz del subsecretario de salud, Hugo López-Gatell, anunció durante la mañanera que se realizarían dichas revisiones, que son una de las medidas básicas que recomienda la OMS frente a una epidemia sanitaria, y para eso lanzó la alerta el pasado 30 de enero, pero aquí se decidió no hacelas. El virus ya está aquí y seguramente ya hay contagios “comunitarios” en, por lo menos, todos los estados donde se han confirmado casos, pero la pomposamente llamada Unidad de Inteligencia Epidemiológica y Sanitaria (UIES) de la Secretaría de Salud no los ha registrado.

Ayer, durante la conferencia de prensa nocturna de ayer, 12 de marzo, la Secretaría de Salud anunció que dentro de 15 días empezará la fase de “transmisión comunitaria”, pero eso en realidad ya sucede, lo que ocurrirá es que el gobierno tendrá el registro.

Una persona infectada manifiesta los síntomas de Covid-19 luego de 2 a 14 días del contagio; en China hubo casos donde las manifestaciones de la enfermedad se presentaban hasta 23 días después y muchos eran asintomáticos. Esto quiere decir que ya hay varios mexicanos contagiados y diseminadores del virus (dos asintomáticos).

Control

Se dejó pasar la oportunidad y no se mitigó su llegada. Ahora lo que se tiene que hacer es un seguimiento adecuado de todos y cada uno de los casos de Covid-19. El problema es que el gobierno mexicano carece de las suficientes pruebas de diagnóstico para hacer un correcto seguimiento de la epidemia. Ayer mismo, la Secretaría de Salud informó que se han realizado menos de 300 pruebas y que se tienen 9 mil test disponibles.

Este paso de la detección mediante pruebas de diagnóstico es clave, es una de las mejores herramientas para llevar a cabo el seguimiento de la evolución del brote. Mediante ellas se puede frenar y reducir el ritmo en el que crecen los contagios, se pueden conocer las regiones donde se presentan y las medidas que deben tomarse día a día. Eso es lo que hizo China y lo que está haciendo Corea. Con base en esta información, se deben emprender medidas más drásticas de distanciamiento social y cuarentena que sí tienen efecto de mitigación.

De acuerdo con reportes científicos en The Lancet y Journal of the American Medical Association (JAMA), hay una asociación muy cercana entre la detección y el índice de letalidad de SARS-CoV-2. De esta manera, países que suelen realizar un mayor número de pruebas tienen mejor control de contagios y disminuyen la letalidad. No es casual que Corea, que es el país que más pruebas ha aplicado –3 mil 400 tests por cada millón–, tenga el menor índice de muertos. Italia ha hecho 600 pruebas, mientras que Estados Unidos 5, y México, apenas 2 por cada millón.

Asimismo, la detección es una muestra clara de los esfuerzos que realiza cada país para enfrentar las infecciones. Es decir, la letalidad depende de la capacidad de respuesta de cada sistema de salud. La correlación se muestra en la siguiente tabla:

A diferencia de los países occidentales, China, Corea del Sur y Singapur han demostrado que el rastreo agresivo de contactos y el rápido aislamiento de los enfermos funciona para evitar la propagación; ninguno de los tres utiliza la medida de la cuarentena en el hogar, pues los casos se extenderían rápidamente entre las familias.

En España y China los casos se dispararon cuando se empezaron a usar las pruebas de diagnóstico a personas con neumonía de origen desconocido. En México solo se aplica la prueba a personas con síntomas que llegan a los hospitales y que han visitado las zonas de riesgo.

En promedio, el índice de letalidad de Covid-19 es de 3.9%, mucho mayor que la influenza estacional; no en vano Anthony Fauci, director del Instituto Nacional de Alergias y Enfermedades Infecciosas, de EE. UU., señaló que “las cosas empeorarán más de lo que están ahora” y enfatizó que el virus es 10 veces más letal que la gripe, algo que contrasta notablemente con lo que hasta ahora han repetido las autoridades de salud mexicanas.

Smartphones vs pandemia

Uno de los países que ha enfrentado con mayor éxito la pandemia de Covid-19 es Corea del Sur, nación que conforme aumenta el número de casos de coronavirus está recurriendo a aplicaciones de teléfonos inteligentes para mitigar los contagios.

Recientemente se desarrollaron apps que utilizan datos de los enfermos registrados por el gobierno. Por ejemplo, una aplicación llamada Corona 100m permite a los usuarios ver qué tan cerca están de donde ha estado un paciente confirmado, la fecha en que el paciente fue diagnosticado, datos demográficos del paciente y los lugares que visitó.

Otras permiten a los usuarios reportar sus propios síntomas y pueden solicitar una cita con médicos, quienes acuden a su domicilio para tomarles muestras para diagnóstico, y los resultados son enviados por teléfono. En caso de resultar positivos, se les instruye sobre los pasos a seguir.

También una compañía japonesa de consultoría médica permite a los usuarios solicitar y recibir consejos sobre sus síntomas; de esta manera, se evita aglomeraciones en hospitales y clínicas.

Conforme se incrementen los casos de Covid-19 y para disminuir el nerviosismo de la sociedad, esperemos tener una mejor respuesta por parte de las autoridades sanitarias en México.

Comentarios y sugerencias: @abanav  y  abanav@gmail.com

*Las opiniones expresadas en esta sección son de exclusiva responsabilidad del autor y no necesariamente representan la opinión de MVS Noticias