¿Deseas recibir notificaciones?
Radio
Webcam
Buscar
Obscuro
Link Copiado
A A

¿Qué está pasando en Puebla?

De la tinta de Arturo Espinosa Silis.

Arturo Espinosa Silis Miércoles 26 De Septiembre, 2018 · 08:53 am
¿Qué está pasando en Puebla?
Este martes 25 de septiembre inició el recuento total de la votación para la elección de gobernador en Puebla

Es común que, en cada proceso electoral, al menos una elección se complique. Actualmente, la competencia electoral es intensa y en muchos casos los resultados son sumamente cerrados. Esto, acumulado a un cierto número de irregularidades que se presentan durante el proceso electoral −que en algunos casos son más burdas que otras− y a la poca aceptabilidad de la derrota de quienes resultan perdedores, obliga a que algunas elecciones se terminen definiendo en los tribunales.

En 2017 fue el caso de la gubernatura de Coahuila, y antes de eso, en 2015, incluso se llegó hasta anular la elección en Colima; así, tenemos un importante número de casos en los que las elecciones se definen por la vía jurisdiccional.

En 2018, la elección a la gubernatura de Puebla es la más judicializada. Este martes 25 de septiembre inició el recuento total de la votación para esa elección, voto por voto y casilla por casilla. El recuento se lleva a cabo en cumplimiento de la sentencia de la Sala Superior del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF) emitida el pasado 19 de septiembre. Trataté de explicar cómo ocurrió esto.

El miércoles 4 de julio empezaron, como en casi todo el país, los cómputos distritales de la elección y una vez concluidos, el Consejo General del Instituto Estatal Electoral (IEE) de Puebla declaró la validez de la elección y la elegibilidad de Martha Erika Alonso Hidalgo −postulada por la coalición “Por Puebla al frente”− al cargo de gobernadora de Puebla.

Un aspecto importante a considerar, es que en el caso de esta elección, existe coincidencia entre los resultados arrojados por el conteo rápido realizado por el INE, los del PREP estatal y los cómputos distritales.

El mismo día que se declaró la validez de la elección, Morena promovió 26 recursos de inconformidad en contra de los cómputos realizados en cada uno de los distritos electorales, solicitando, entre otras cosas, el recuento total de la votación.

El Tribunal Electoral del Estado de Puebla (TEEP) rechazó la petición de recuento argumentando que en ninguno de los 26 casos se cumplían los supuestos previstos en la legislación electoral poblana para proceder con un recuento distrital total lo cuales son:

1. Que exista indicio de que la diferencia entre el candidato ganador y el segundo lugar sea igual o menor a un punto porcentual (en los dos distritos en los que la diferencia fue menor al 1%, los representantes de Morena no solicitaron el recuento total durante la sesión de cómputos); o

2. Que el representante del candidato que obtuvo el segundo lugar haya solicitado tal recuento al inicio de la sesión de cómputo

Esta resolución fue impugnada ante la Sala Superior, la cual resolvió que se debía proceder con el recuento total de la votación. En este punto, vale la pena detenerse para hacer notar que la resolución únicamente mandata el recuento referido, no se pronuncia en otro sentido sobre la validez o la nulidad de la elección.

El argumento toral que motivó el recuento total de la votación en la elección a la gubernatura en Puebla fue que no existe certeza respecto a los resultados de la elección. Es de llamar la atención el sustento, pues en primer lugar no es un supuesto previsto en la legislación electoral local; y en segundo lugar, si en 2006 se hubiere utilizado un criterio similar, entonces hubiera sido procedente el recuento solicitado respecto de la elección presidencial. No desconozco que una diferencia en este caso es que sí se impugnaron la totalidad de los distritos electorales y en 2006 no.

Este precedente es relevante, pues no debemos dejar de lado que en la resolución de las controversias debe ponderarse también el impacto a futuro que tienen las decisiones que se adoptan, y en este caso, si empezamos a permitir recuentos totales y cuasi-totales a partir de motivaciones subjetivas y no de los supuestos previstos en la ley, estaremos desnaturalizando la esencia del sistema electoral mexicano, que consiste en que los votos se cuentan por ciudadanos, seleccionados de manera aleatoria y en presencia de los representantes de los partidos políticos, y abonando a la alta litigiosidad electoral que ha sido la constante en las últimas elecciones.

Independientemente del resultado del recuento, la historia todavía no termina, la impugnación en contra de la validez de la elección aún no se resuelve. La toma de posesión de quien ocupará la gubernatura en Puebla será el 14 de diciembre próximo, por lo que a más tardar ese día conoceremos el desenlace de esta elección.

@EspinosaSilis

*Las opiniones expresadas en esta sección son de exclusiva responsabilidad del autor y no necesariamente representan la opinión de MVS Noticias