¿Deseas recibir notificaciones?
Radio
Webcam
Buscar
Obscuro
Lo más buscado:
Link Copiado
A A

Las reglas para las elecciones presidenciales de 2020

De la tinta de Mina Magallón

Mina Magallón Martes 6 De Agosto, 2019 · 10:27 am
Las reglas para las elecciones presidenciales de 2020
Es posible que, en las elecciones presidenciales de 2020, un candidato gane la mayoría del voto popular, pero aun así pierda las elecciones presidenciales debido a no haber obtenido la mayoría de votos en el colegio electoral.

Los resultados de las elecciones presidenciales de 2016 en los Estados Unidos hicieron sonar las alarmas en todos los partidos del electorado americano. Probablemente lo que más impactó al electorado fue que el candidato presidencial del Partido Republicano, Donald J. Trump, ganó las elecciones presidenciales sin haber ganado la mayoría del voto popular. De hecho, al ganar las elecciones presidenciales de 2016, Trump se convirtió en el quinto candidato presidencial en ganar la presidencia a pesar de que no obtuvo la mayoría del voto nacional. La candidata del Partido Demócrata, Hillary Clinton, ganó 2.1% más del voto popular nacional (casi 2.9 millones votos más) que el presidente Trump, pero perdió el voto del colegio electoral por 304 votos para Trump y 234 votos para Hillary. Debido a que el número de los habitantes de un estado determina el número de electores de su colegio electoral en el Congreso, los estados más poblados tienen derecho a un número proporcionalmente mayor de votos en el colegio electoral en el Congreso. Por ejemplo, según lo determinado por el Censo de la población de 2010, California tiene derecho a 55 votos electorales, mientras que Iowa tiene derecho a 6 votos electorales. Bajo la regla de “el candidato ganador se lleva todos los votos del colegio electoral de su estado”, los dos principales partidos políticos reevalúan constantemente sus mensajes y programas para obtener el mayor número de votos en el estado y de esta manera ganar los 270 votos electorales requeridos para ganar la presidencia en 2020.

Las únicas elecciones presidenciales de los Estados Unidos en las que el ganador de votos del colegio electoral no recibió la mayoría del voto popular en las elecciones generales fueron las elecciones presidenciales de 1824, 1876, 1888 y 2000. En las elecciones presidenciales de 1824, el senador Andrew Jackson de Tennessee, recibió un 10.5% más del voto popular que el candidato, el secretario de estado, John Quincy Adams, pero Jackson solo recibió 99 de los 131 votos del colegio electoral que se necesitaban para ganar la presidencia. Adams, quien estaba en segundo lugar, recibió 84 votos electorales. Como ningún candidato presidencial ganó la mayoría del voto del colegio electoral requerido para ganar la presidencia (261/2 = 131 votos electorales requeridos para ganar), la elección presidencial fue determinada por la Cámara de Diputados de los Estados Unidos de acuerdo con las disposiciones de la Duodécima Enmienda a la Constitución. En febrero de 1825, cada uno de los colegios electorales de los 25 estados existentes emitieron su voto para elegir al candidato presidencial, ganando Adams la presidencia en la primera votación cuando 13 de los 25 estados votaron a su favor. Adams sirvió un período como presidente, y posteriormente perdió las elecciones presidenciales de 1828 en contra de Andrew Jackson.

En las elecciones presidenciales de 1876, los candidatos fueron Rutherford B. Hayes de Ohio, del Partido Republicano, y Samuel J. Tilden de Nueva York, candidato del Partido Demócrata.  Tilden recibió casi 3% más del voto popular y obtuvo 184 votos del colegio electoral frente a los 165 de Hayes, sin poder lograr obtener la mayoría del voto del colegio electoral requerido porque los 20 votos electorales de los estados de Florida, Louisiana, Carolina del Sur y Oregón permanecieron indeterminados debido a que tanto los republicanos como los demócratas afirmaban que su candidato había ganado la elección en su estado provocando una crisis constitucional sin precedentes. Para remediar la crisis, el Congreso de los Estados Unidos aprobó una ley el 29 de enero de 1877 para formar una Comisión Electoral de 15 miembros para resolver la controversia electoral. La comisión consideró los resultados disputados en cada uno de los cuatro estados y finalmente votó para dar los 20 votos del colegio electoral disputados al candidato republicano Hayes, lo que resultó en una victoria de 185-184 votos electorales. Como parte de un acuerdo para poner fin a la controversia electoral, los miembros demócratas de la comisión acordaron aceptar a Hayes como presidente, a cambio de que los miembros republicanos acordaran a que salieran de los cuatro estados todas las tropas del ejército federal remanentes de la Guerra Civil, terminando así el período conocido como Reconstrucción y poniendo final a la Guerra Civil.

En las elecciones presidenciales de 1888, el presidente demócrata Grover Cleveland de Nueva York fue derrotado por el candidato del Partido Republicano, Benjamin Harrison, un ex senador del estado de Indiana. Mientras que Cleveland ganó la mayoría del voto popular nacional (48.6%), Harrison ganó la mayoría en el colegio electoral por un margen de 233-168 (se necesitaban 201 votos electorales para ganar en 1888), ganando la mayoría de los estados del norte y oeste, y la elección presidencial. Cleveland perdió su candidatura a la reelección principalmente como resultado de perder su estado natal de Nueva York (36 votos electorales) y el estado natal de Harrison de Indiana (15 votos electorales). En su campaña presidencial anterior de 1884, Cleveland había ganado a Nueva York e Indiana, pero la pérdida de estos estados en 1888 le costó este segundo mandato. En las elecciones presidenciales de 1892, Cleveland derrotó a Harrison y recuperó la presidencia ganando la mayoría del voto popular (46.0%) pero esta vez también ganó una mayoría en el colegio electoral por un margen de 277 a 145 (se necesitaban 223 votos electorales para ganar en 1892). En 1892, Cleveland ganó a Nueva York e Indiana y se convirtió en el único presidente en ser elegido para un segundo mandato presidencial no consecutivo.

En las elecciones presidenciales de 2000, el candidato George W. Bush, Gobernador de Texas, derrotó al candidato del Partido Demócrata, Al Gore, el vicepresidente de los Estados Unidos. Aunque Gore ganó un número ligeramente mayor de los votos populares nacionales emitidos en las elecciones (0.51% de todos los votos emitidos), perdió las elecciones ya que Bush ganó la mayoría de los votos del colegio electoral (271 a 266). Gore perdió su estado natal de Tennessee (11 votos electorales). La carrera presidencial de 2000 es recordada por la atención sin precedentes de los medios de comunicación y la crisis constitucional causada por el margen de victoria reportado por Bush de 0.009% o sea 537 votos de casi 6 millones de votos emitidos en Florida, las demandas impugnando los resultados en varios juzgados de Florida, aunado a la resolución de La Suprema Corte de Florida ordenando un recuento manual de boletas en todo el estado, y posteriormente la resolución de la Suprema Corte de Justicia de la Nación en el caso Bush v. Gore, 531 US 98 (2000), la cual puso final al recuento de boletas en Florida. La Suprema Corte resolvió que la certificación de votos emitida por el Secretario de Estado de Florida era válida, nombrando a Bush ganador de los 25 votos electorales de Florida. Con la victoria en Florida, Bush ganó 271 votos electorales, uno más de los 270 votos electorales necesarios para ganar el colegio electoral y así la presidencia. En un discurso de concesión Gore dijo, “por el bien de nuestra unidad como pueblo y por la fuerza de nuestra democracia, concedo mi derrota”.

Aunque dudamos que se decida otra elección presidencial en la Cámara de Diputados, es posible que, en las elecciones presidenciales de 2020, un candidato gane la mayoría del voto popular, pero aun así pierda las elecciones presidenciales debido a no haber obtenido la mayoría de votos en el colegio electoral.

Correo: mgmagallon@aol.com

Twitter: @MinaMagallon

Facebook: Mina Magallon