¿Deseas recibir notificaciones?
Radio
Webcam
Buscar
Obscuro
Link Copiado
A A

Las declaraciones de impuestos de Donald Trump en la Suprema Corte

De la tinta de Mina Magallón.

Mina Magallón Martes 26 De Mayo, 2020 · 08:46 am
Las declaraciones de impuestos de Donald Trump en la Suprema Corte
Donald Trump, presidente de Estados Unidos / Reuters

El fiscal general del estado de Nueva York, ordenó a los contadores de Trump en agosto de 2019 a entregar copias de las declaraciones de impuestos de Donald Trump y de sus compañías del 2011 en adelante. La orden se emitió en la investigación penal que se lleva a cabo en contra de Trump y sus compañías por el pago de $130,000 dólares para callar a dos mujeres durante la campaña presidencial de Trump. El abogado personal del presidente, Michael Cohen, declaró que él había realizado estos dos pagos por instrucciones de Trump y que se habían declarado como gastos para hacerse las deducciones pertinentes en la declaración de impuestos. El abogado Cohen fue sentenciado a tres años de prisión por hacer pagos ilegales a estas dos mujeres y por haberle mentido al Congreso sobre todo el trabajo y esfuerzo que él hizo como representante de Trump durante la campaña electoral en 2016 para tratar de construir una torre de lujo en Moscú.

Trump inmediatamente presentó una demanda en el juzgado federal de Nueva York en septiembre del año pasado pidiendo bloquear la orden del fiscal estatal, argumentando que el artículo II de la Constitución protege al presidente otorgándole total inmunidad.

La oficina del fiscal estatal de Nueva York respondió pidiendo se desechara por improcedente la demanda que presentó Trump, argumentando que el gran jurado tenía derecho a requerir documentación para poder continuar su investigación penal libre de interferencias y demoras judiciales y que ningún presidente tenía inmunidad absoluta como lo argumentaba Trump.

El juez federal, Víctor Marrero, rindió sentencia (75 hojas) en octubre pasado en contra de Trump ordenando a sus contadores a entregar toda la información requerida. El juez federal rechazó el argumento de que el presidente es inmune, sosteniendo que los presidentes, sus familias y sus negocios no están por encima de la ley.  La sentencia del juez federal Marrero fue inmediatamente apelada por Trump. El Tribunal Federal de Apelación del Segundo Circuito de Nueva York resolvió por unanimidad en contra de Trump al resolver: “Concluimos que la inmunidad presidencial no impide la ejecución de una orden del gran jurado estatal” dirigida a la firma de contadores de Trump. El tribunal de apelación señaló “los últimos seis presidentes, desde Jimmy Carter a Barack Obama, han publicado voluntariamente sus declaraciones de impuestos”. Además, explica que la sentencia emitida en 1972 por la Suprema Corte de la Nación en el asunto de Estados Unidos v. Nixon, obligó al presidente Richard Nixon a cumplir con la orden de un gran jurado que requería a Nixon a entregar ciertas grabaciones para poder continuar con la investigación del asunto de Watergate, precedente que hoy obliga, sin duda alguna, a Trump a cumplir con la orden que emitió el gran jurado en el estado de Nueva York. El magistrado sostiene que la orden del fiscal estatal no busca obtener información privilegiada y no tiene relación alguna con el desempeño de sus funciones oficiales como presidente. Esta sentencia fue apelada inmediatamente por Trump a la Suprema Corte de Justicia de la Nación la cual, en una audiencia telefónica (por el Covid) este 12 de mayo, escuchó los argumentos que presentaron los abogados de Trump al igual que los argumentos que presentó el abogado de la fiscalía estatal de Nueva York.

El abogado de Trump, Lic. Sekulow, argumentó que Trump tiene la protección de “inmunidad presidencial temporal” mientras esté en el cargo de presidente, en parte porque tiene “responsabilidades sumamente importantes, como el defender a la nación, administrar los asuntos exteriores e internos y la ejecución de la ley federal”.  Argumentó que “todos y cada uno de los fiscales estatales no tienen la autorización para requerir a un presidente, especialmente en relación con una investigación penal estatal”. El abogado Sekulow advirtió que “se abrirían las compuertas si los estados pueden investigar penalmente a un presidente”.

El argumento que presentó el fiscal general del estado de Nueva York se centró en el hecho de que es cierto que ningún fiscal de un estado puede molestar al presidente y quitarle su tiempo y energía sin que primero demuestre que la evidencia que busca es “directamente relevante” para la investigación central en un juicio penal y que el fiscal primero debe de identificar específicamente que “para probar la acusación en un juicio penal se requiere tener acceso a la información que se está pidiendo”.  Y, por último, argumentó que Trump no tiene una inmunidad absoluta que lo protege para no entregar la información que se requiere, especialmente cuando la orden se dirige a un tercero [contador], que no se encuentra trabajando dentro del poder ejecutivo y no tiene ninguna defensa de tener comunicación privilegiada ya que no son actos oficiales del presidente.

Estaremos leyendo si Trump deberá o no de entregar las declaraciones de impuestos una vez lo resuelva la Suprema Corte. Tengamos presente que la siguiente elección presidencial será este 3 de noviembre y las líneas para la batalla final empiezan a distinguirse en el horizonte.

 

Correo: mgmagallon@aol.com

Twitter: @MinaMagallon

Facebook: Mina Magallon

*Las opiniones expresadas en esta sección son de exclusiva responsabilidad del autor y no necesariamente representan la opinión de MVS Noticias